¿Cómo ser Drag Queen?

¿Qué significa ser Drag Queen?

El acto de hacer Drag suele definirse como la transformación de un hombre quien pasa a adquirir un rol de mujer o de un personaje de género andrógino. Pero no sólo los hombres pueden hacer Drag, una mujer también puede hacerlo si está dispuesta a aplicar cambios en su físico y personalidad para llegar a ser el personaje o persona que desee ser.

Cualquier persona, independientemente de su sexo y su género puede hacer Drag, puede desarrollar su creatividad e ingenio para crear ilusión y fantasía y unirse a la cultura Drag.

Hacer Drag es una forma de hacer transformismo, de personificar a un personaje femenino a través de un cambio de imagen y la utilización de vestuario y accesorios (maquillaje, rellenos, zapatos, pelucas, etcétera).

Hacer Drag te permitirá buscar tu “yo interno” escondido y liberarlo, te permitirá dar rienda suelta a la mujer y / o personaje que quieras ser. Hacer Drag significa libertad, amor, tolerancia, fantasía y creatividad.

El término Drag hace referencia al acto de cambiar tu apariencia y actitud para representar un personaje. Quién hace drag se disfraza y actúa generalmente llevando un rol de mujer andrógina que cruza las barreras y límites de la identidad y los roles de género.

Las Drag Queens suelen tener una personalidad y actitud arrolladoras, con rasgos muy exagerados y actitudes histriónicas y rocambolescas. Son personas creativas, exageradas, provocativas y dramáticas que buscan reivindicar, entretener y sorprender al público.

Hacer Drag Queen en la actualidad es mucho más que una simple transformación de hombre a mujer. Hacer Drag es cultura, es una actitud, una forma de vida, una reivindicación de las libertades y de los derechos LGTBIQ y de todas las personas en general. Es una forma de mostrar al mundo que eres libre, que debemos salir de nuestros esquemas en cuanto a las concepciones de la identidad de género y del sexo, es una reivindicación de la libertad que cada vez cuenta con más adeptos, soporte y batallas ganadas.

¿Es lo mismo hacer travestismo y ser Drag Queen?

No. El travestismo es considerado una preferencia personal de alguien que desea vestirse con ropa del sexo contrario. El travestismo no implica un cambio de género o de sexo, la persona se vestirá con ropa del sexo contrario pero no tiene por qué interpretar a un personaje del sexo opuesto.

Por ejemplo, un hombre que se viste de mujer pero no representa un personaje femenino estaría haciendo travestismo. El mismo hombre, vistiéndose de mujer y modulando y exagerando su personalidad para interpretar a un personaje femenino estaría haciendo Drag.

El término Drag viene del acrónimo del anglicismo “Dressed as Girl” (vestido como una chica). Una Drag Queen será aquella persona que, tras cambiar su aspecto físico y su personalidad, interpreta a un personaje andrógino (no encaja en los estereotipos de roles de masculinidad ni feminidad), pudiendo elegir ser una Drag más femenina o masculina según sus preferencias.

¿Una Drag Queen desea ser una mujer en realidad?

No. La sociedad tiene la idea equivocada de que un hombre que se viste de mujer, desea ser una mujer, y esto no es así. Las Drag Queens no son personas con una disforia de género o problemas con su identidad de género / sexual, son personas que están conformes con el sexo biológico que les tocó al nacer.

El hecho de que una persona quiera vestirse de mujer no implica que quiera ser una mujer a tiempo completo o en su vida real. Las Drag Queens no deben ser confundidas con personas de identidades transgénero ya que este término implica que la persona se siente disconforme con su género de nacimiento y ésta no es una característica definitoria de las Drag Queen.

Una persona que hace drag, independientemente de su identidad de género y de su sexo biológico, es una persona que decide cruzar las barreras del género para representar un personaje de forma temporal.

¿Un hombre que se viste la mayor parte del día con su atuendo drag desea ser una mujer?

No, tampoco, si ese hombre se siente reconocido como hombre el acto de transformismo no implica que desee ser una mujer a tiempo completo en su vida.

¿Quién puede ser Drag Queen?

Todos podemos ser Drag Queen, cualquier persona que quiera probar la experiencia podrá convertirse en Drag Queen. El término Drag Queen define a una persona, habitualmente un hombre, quien cambia su personalidad, su aspecto físico e imagen para convertirse en mujer. A partir del cambio, esa persona será libre para ser quien desee ser, representando al personaje que ella elija.

Para lograr ser Drag Queen con éxito deberás conocer el mundo Drag y atreverte a experimentar con tu aspecto, tu imagen, tus prejuicios, tu flexibilidad y tu creatividad. Cualquier persona dispuesta a superar sus estereotipos y creencias adquiridas podrá hacer Drag Queen, supera tus miedos, adquiere tus productos básicos de Drag Queen y estarás preparado para empezar en esta aventura.

¿Cómo ser Drag Queen?

Ser Drag Queen implica la creación de un personaje, un vestuario, una apariencia y una personalidad. Para ello deberás superar tus miedos, estereotipos y creencias para lograr superar tus límites y atreverte a ser un “yo” totalmente distinto, un nuevo “yo” Drag Queen.

No tengas miedo de ser y mostrarte tal y como eres. En la sociedad actual todavía hay estigma hacia personas LGBTIQ y dar el paso de salir a la calle como Drag puede ser difícil. Busca a personas que tengan los mismos gustos y apoyaros mutuamente. Atrévete a ser como quieras ser sin que nadie pueda condicionar tu libertad. Eres libre, no debes tener miedo, ser Drag es más que un vestuario, es una actitud, siéntete fuerte, poderosa y serás capaz de cruzar tus propios límites y superar tus estereotipos y creencias que te limitan.

Experimenta con todo. Con tu actitud, tu vestuario, tu maquillaje o tu forma de expresarte como Drag. Hacer Drag es tener la libertad para ser quien desees ser. Crea tu personaje a tu antojo, pásatelo bien, experimenta sin miedo nuevas facetas de tu Drag e irás descubriendo poco a poco aquello que encaja en ti.

No tengas prejuicios. Debes aprender a salir de los estereotipos heteronormativos impuestos por la sociedad y abrirte al mundo de la libertad y la creatividad. Superar los límites mentales interiorizados puede ser difícil pero el Drag te ayudará a ello. Te ayudará a encontrar tu lugar, a cambiar tus creencias, superar tus límites y tus miedos y a encontrar tu lugar en el mundo.

Últimas entradas, moda y estilo drag queen

WhatsApp